¿La reducción de jornada laboral, qué es?

Kimberlein Ríos
Actualizado el 18 de enero de 2024

Seguramente hayas escuchado algún conocido o compañero hablar de las reducciones de jornada laboral, o incluso conozcas a alguien que esté trabajando con una jornada laboral reducida en estos momentos. Este tipo de jornada sirve para que a la hora de gestionar trabajadores se tenga en cuenta sus circunstancias personales. En la mayoría de los casos, los motivos para solicitarla son varios y por ende, estos deben ser de fuerza mayor y justificados.

Por otra parte, hay ocasiones en las que, con el objetivo de organizar el trabajo de una manera eficiente, el empleador puede reducir la jornada laboral del empleado. Sin embargo esta reducción debe estar pactada y ser estrictamente justificada por los motivos que te comentaremos a continuación.

¿Qué es una reducción de jornada laboral? ¿Cómo funcionan? ¿Quién puede solicitarla? ¿Qué ventajas tiene una reducción de jornada laboral? En el artículo de hoy, te lo explicamos.

¿Qué es una reducción de jornada laboral? 

Tal y como dice el nombre, una reducción de la jornada laboral es una disminución en el número de horas que un trabajador dedica a su trabajo respecto a lo estipulado en su contrato de trabajo. Por ello, el trabajador tiene derecho a solicitar una reducción de jornada laboral en diferentes supuestos recogidos en el artículo 37.6 del Estatuto de los Trabajadores

En este sentido, la norma prevé la posibilidad de reducir la jornada de trabajo entre 1/8 y la mitad de la duración de su jornada para aquellos trabajadores que:

  • Tengan a su cargo a un menor de doce años, o persona discapacitada que no realice actividades retribuidas.

  • Quien se encargue del cuidado directo de un familiar, hasta segundo grado de consanguinidad o afinidad, que por razones de edad, accidente o enfermedad, no pueda valerse por sí mismo y que no desempeñe ninguna actividad retribuida.

  • Durante la hospitalización y tratamiento continuado de un menor a cargo del trabajador, afectado por cáncer o cualquier enfermedad grave, que implique hospitalización y cuidado directo y continuo, hasta los 23 años.

Se debe tener en cuenta que, tras la reforma realizada en virtud del Real Decreto 6/2019, el artículo 34.8 del Estatuto de los Trabajadores prevé la posibilidad de adaptar la duración y distribución de la jornada de trabajo, así como la ordenación del tiempo y forma de prestación, incluyendo el teletrabajo, para hacer efectivo el derecho a la conciliación de la vida familiar. En este sentido la persona trabajadora puede solicita a la empresa la adaptación de su jornada sin la obligación de reducirla obligatoriamente para conciliar la vida laboral y familiar.

💡 ¿Sabías qué?

Si dos progenitores solicitan, en la misma empresa, la reducción de jornada por el mismo hijo, el empresario podrá limitar su ejercicio simultáneo por razones justificadas de funcionamiento de la empresa.

¿Cómo funciona una reducción de jornada laboral?

El funcionamiento de la jornada laboral reducida es sencillo. Es decir, el empleado trabajará menos tiempo de lo estipulado en su contrato de trabajo. Las razones deberán ser de peso y deberán estar recogidas en el Estatuto de los Trabajadores para que el empleado pueda acogerse al derecho de reducción de jornada. Sin embargo con previo acuerdo entre empleado y empleador, se podrían llegar a dar otros supuesto para una reducción de jornada laboral.

¿Cuándo hay derecho a pedir una reducción de jornada laboral?

Los trabajadores tienen derecho a pedir una reducción de jornada laboral en dos supuestos. Estos están recogidos en el Estatuto de los Trabajadores, por lo que es una medida regulada legalmente. A continuación, os mostramos los supuestos en los cuales el trabajador puede acogerse a una reducción de jornada laboral:

  • Reducción de jornada laboral por maternidad o cuidado de hijos: el trabajador tiene derecho a una reducción de jornada laboral por hijos cuando estos sean menores de 12 años o bien tengan un tipo de discapacidad que impida desempeñar su día a día con normalidad

  • Reducción de jornada laboral por cuidado de familiar dependiente: Cuando el empleado tiene un familiar con discapacidad o que haya sufrido un accidente muy grave, este tiene derecho a solicitar una reducción de jornada laboral para hacerse cargo de la persona afectada. En este caso se deberá aportar la documentación necesaria para acreditar este supuesto.

¿Cuál es la duración y efectos de la reducción?

No existe una duración mínima respecto la reducción, y el trabajador podrá volver en cualquier momento a su jornada ordinaria sin que el empresario pueda oponerse.

Por ende, se entiende que la duración máxima dependerá de la causa que origine la reducción de jornada.

  1. En supuesto de reducción por cuidado de hijos, ésta se podrá solicitar en cualquier momento hasta que el menor cumpla 12 años.

  2. En el caso de enfermedad grave, podrá ser solicitada hasta los 23 años.

  3. Para los demás casos no existe ningún límite temporal.

El efecto principal de la reducción será el salario, que se verá reducido proporcionalmente con la jornada. Esta reducción salarial afectará tanto al salario base como a los complementos. No obstante, pueden existir complementos que no queden afectados con la reducción. En este sentido, los complementos salariales de asistencia y puntualidad no dependen del tiempo trabajado, ni de la jornada realizada, por lo que carece de sentido reducir su cuantía en supuestos de reducción de jornada por guarda legal, según apunta el Tribunal Supremo.

¿Cuál es el nuevo horario y los turnos de trabajo?

La reducción de jornada, según el Estatuto de Trabajadores, será diaria y estará dentro de la jornada de trabajo del empleado. Por ello, la reducción deberá realizarse dentro del horario realizado por el trabajador en el momento en que se efectúa la solicitud, independientemente del horario pactado en el contrato de trabajo o el realizado por el resto de compañeros.

Además, la reducción deberá ser diaria. Entonces se entiende que, el trabajador no podrá reducir la jornada unos días y otros no; es decir, no podrá ir acumulando las horas para eliminar días de trabajo.

Por lo tanto, los baremos de la reducción de la jornada, tal y como hemos dicho anteriormente, serán:

  • Reducción de jornada por el cuidado de un menor de 12 años o familiar que no pueda valerse por sí mismo, la reducción será de mínimo 1/8 de la jornada y máximo la mitad de la duración de la jornada.

  • Cuidado de un menor afectado por una enfermedad grave, la reducción de jornada será, de al menos, la mitad de la jornada.

¿El trabajador podrá escoger el turno de trabajo tras la reducción?

En primer lugar, se deberá revisar qué establece el convenio colectivo al respecto. Cabe mencionar además, que la empresa deberá justificar debidamente la negativa o perjuicio en el caso de no aceptar la concreción horaria propuesta por el empleado en el supuesto de reducción de jornada.

El trabajador tiene preferencia a la hora de escoger la determinación del horario de trabajo, siempre que se justifique dentro de la jornada ordinaria realizada en el momento de la solicitud de la reducción.

Veámoslo con un ejemplo:

Natalia, una trabajadora que realiza el turno de tarde en BCA Televisión, solicita la reducción de su jornada por cuidado del menor de 12 años, y pide realizar su prestación de servicios de 10h a 14h. Su horario laboral es 14:00h a 22:00h. En este sentido, la empresa podría alegar la negativa y el perjuicio que supone que la empleada reduzca su jornada en un turno distinto, ya que se prevé dicha reducción dentro de la jornada ordinaria de la empleada. Cabe recordar que la reducción se debe de hacer en la jornada ordinaria del trabajador. De todos modos, resulta importante mencionar que se puede solicitar la reducción de jornada conjuntamente con la adaptación de la jornada de trabajo en virtud del artículo 34.8 del Estatuto de los Trabajadores, ya que se trata de derechos distintos.

¿Cuáles son las ventajas de una reducción de jornada laboral?

La reducción de las horas laborales diarias ha sido objeto de debate a lo largo de la historia. Actualmente, la jornada laboral estándar internacionalmente, aceptada por la mayoría de los organismos públicos, consiste en ocho horas al día durante cinco días a la semana, totalizando cuarenta horas semanales. Este cambio se implementó en el Tratado de Versalles hace más de cien años, reemplazando la extensa semana laboral de catorce horas diarias, siete días a la semana.

La transición de catorce a ocho horas diarias resultó en mejoras inmediatas tanto en la productividad empresarial como, fundamentalmente, en la calidad de vida de los empleados. A lo largo del siglo XX y lo que va del XXI, el debate persiste, y hoy en día muchas empresas reconocen la utilidad de explorar una reducción de horas laborales.

Algunas ventajas de esta reducción incluyen:

¿Cómo se pide una reducción de jornada laboral?

Como te hemos comentado anteriormente, la reducción de jornada laboral es una medida a la que se puede acoger el trabajador si cumple ciertos requisitos. A la hora de la solicitud de reducción de jornada laboral lo primero que el empleado debe hacer es notificar a su superior directo.

⚠️ Recuerda qué...

Salvo que el convenio colectivo de aplicación establezca lo contrario, no es obligatorio realizar la solicitud por escrito, aunque sí recomendable. Es decir, para que quede constancia tanto de la solicitud de reducción de jornada, como de la fecha de inicio y el porcentaje de reducción, se recomienda realizarlo por escrito.

Una vez se haya hecho, el empleado debe notificar el periodo de tiempo en el cual quiere disfrutar esta. Esta notificación se debe realizar con 15 días de antelación mínimo y además, es importante comunicar a tus empleados que su líquido a percibir variará según la reducción de jornada laboral.  Por ende, la empresa no podrá negarse a la reducción de jornada ni al porcentaje de jornada solicitado, únicamente podrá negarse al horario escogido (justificando la negativa) y proponer otro.

Al tratarse de un derecho reconocido para todos los empleados, la empresa no puede negar su disfrute. Solo cabe la negativa al mismo cuando existan probadas razones productivas y organizativas que supongan un perjuicio para la empresa, o en supuestos excepcionales de abuso de derecho o inexistencia de buena fe.

¿Tienen los trabajadores protección frente al despido?

Los trabajadores que disfruten de la reducción de jornada por cuidado de hijo o familiar tienen una "doble protección" frente al despido objetivo.

En caso de despido objetivo, la empresa estará obligada a:

  • Justificar las causas del despido objetivo

  • Acreditar por qué ha despedido a ese trabajador en concreto, para evitar que la decisión se fundamente en una cuestión discriminatoria.

Si la empresa no logra acreditar las anteriores obligaciones, el despido será considerado nulo. Además, para el cálculo de la indemnización (en el supuesto en que la hubiera) se calculará con el salario a jornada completa, como si no existiera reducción de jornada. Así mismo, la prestación por desempleo también será calculada a razón del salario a jornada completa, de modo que no se verá perjudicada la prestación por haber reducido la jornada en estos supuestos.

¿Qué pasa con el cálculo de la incapacidad permanente o la jubilación?

Al reducir la jornada de trabajo, también se reduce la base de cotización a la Seguridad Social y las aportaciones al organismo derivadas de la misma. Aún así, a los efectos del cálculo de la incapacidad permanente o la jubilación, la cotización se verá incrementada por parte de la Administración hasta el 100% durante:

  • Durante los dos primeros años de reducción en el caso de reducción de jornada por cuidado de un hijo menor de 12 años.

  • Durante el primer año de reducción en el supuesto de cuidado de otros familiares.

¿Se puede realizar un convenio especial de trabajadores que reduzcan la jornada por cuidado del menor, discapacitado o familiar?

En los supuestos en que por razón del cuidado directo de un menor de doce años, de una persona discapacitada, o de un familiar, el trabajador que reduzca su jornada de trabajo, podrá efectuar un convenio especial con la Tesorería General de la Seguridad Social para completar hasta el 100% las cotizaciones durante el periodo que dure la reducción, y no será necesario acreditar un período de cotización previo a la solicitud del Convenio.

La suscripción al convenio se realizará mediante la presentación ante la Dirección Provincial de la Tesorería General de la Seguridad Social el correspondiente modelo TA-0040.

La base de cotización mensual del convenio estará formada por la diferencia entre las bases correspondientes a la reducción de jornada y la base elegida por el trabajador interesado. Por lo que hace a la cuota, será el resultado de aplicar a la base el tipo de 0,94%.

El empleado podrá elegir entre las siguientes bases de cotización:

  • La base máxima, siempre que haya cotizado por ella al menos durante 24 meses en los últimos 5 años, previos a la situación de jornada reducida.

  • La base de cotización resultante de dividir por 12 las bases por contingencias comunes cotizadas durante los doce meses consecutivos inmediatamente anteriores a la situación de jornada reducida.

  • La base mínima de cotización para trabajadores por Cuenta Propia o Autónomos.

  • Una base de cotización intermedia.

❓ Preguntas frecuentes sobre la reducción de jornada laboral

Disfrutar de una reducción de jornada laboral es un derecho. Sin embargo hay una serie de requisitos que el empleado debe cumplir para poder solicitarla. A continuación te resolvemos las dudas más comunes sobre la reducción de jornada laboral.


1️⃣ ¿Puede haber una reducción de jornada laboral impuesta por la empresa?

No, no de forma unilateral. Es decir, el empleado y el empleador deberán llegar a un acuerdo en caso de que se quiera reducir la jornada laboral del trabajador. Esto es debido a que una reducción de jornada laboral se considera una modificación sustancial de las condiciones de trabajo, por lo que se estaría modificando las condiciones del contrato. Por ejemplo, si el trabajador estuviera trabajando a jornada completa y el empleador decidiera reducir la jornada, no lo podría hacer de forma unilateral.

Sin embargo, hay ciertas causas que sí permiten una reducción de jornada laboral por parte del empleador. Estas son: 

  • Causas productivas, organizativas, técnicas o económicas dentro de la empresa.

  • Causas de fuerza mayor

  • Empresa en concurso de acreedores


2️⃣ ¿Es la reducción de jornada laboral voluntaria?

Sí, la reducción de jornada es voluntaria. Por ello, un trabajador puede decidir si quiere reducir su jornada laboral, y nunca estará obligado a reducir su jornada de trabajo a no ser que se cumplan alguna de las razones mencionadas anteriormente. 


3️⃣ ¿Hay reducción de jornada laboral por discapacidad?

El Estatuto de los Trabajadores no ampara una reducción de jornada laboral por discapacidad, por lo que la ley no recoge este supuesto. Aún así,se puede dar el caso de que empleado y empleador lleguen a un acuerdo de reducción de jornada laboral, pero este no queda reflejado en el Estatuto de los Trabajadores.


4️⃣ ¿Existe la reducción de jornada laboral por enfermedad del trabajador?

En este caso, sí. Un trabajador podrá solicitar una reducción de jornada laboral por enfermedad crónica cuando esta esté diagnosticada por especialistas si esta enfermedad le impide realizar su jornada laboral de forma completa.


5️⃣ ¿Existe la reducción de jornada laboral por estudios?

El Estatuto de los Trabajadores no contempla los estudios como supuesto para solicitar una reducción de jornada laboral. Por ello, sea cual sea el tipo de jornada laboral no se podrá dar como argumento los estudios para una reducción de jornada laboral.

La reducción de la jornada laboral emerge como una medida beneficiosa tanto para las empresas como para los empleados. La transición de jornadas extensas a formatos más condensados no solo ha demostrado incrementar la productividad y eficiencia empresarial, sino que también ha impactado positivamente en la salud y el bienestar de los trabajadores. En última instancia, la reducción de la jornada laboral se posiciona como una estrategia integral para promover un entorno laboral más saludable, sostenible y equitativo.

Desde PayFit te ayudamos a gestionar todos los temas laborales de tu empresa: altas y bajas en la Seguridad Social, gestión de nóminas, nuevos contratos y mucho más. 

💻Solicita una demostración gratuita con uno de nuestros expertos laborales…y ¡únete a la transformación digital de tu empresa!

Gestiona la jornada laboral de tus trabajadores con PayFit
Otros artículos según tus gustos

Liderazgo inclusivo, todo lo que debes saber

Leer el artículo

El delegado de personal y sus funciones

Leer el artículo

Emprender en tiempos de crisis, consejos prácticos

Leer el artículo

Los días por mudanza, ¿es posible?

Leer el artículo

Las bases de cotización de la Seguridad Social en 2024

Leer el artículo

El certificado de retenciones de IRPF, todo lo que necesitas saber

Leer el artículo