¿La baja por recaída, qué es?

Kimberlein Ríos
Actualizado el 29 de mayo de 2024

Carlos es un empleado que sufrió un accidente laboral que le obligó a coger una baja por accidente laboral. Tras un periodo dedicado a su recuperación, los médicos consideraron que estaba apto para reincorporarse y le otorgaron el alta. Sin embargo, unos días después de volver al trabajo, Carlos comenzó a experimentar nuevamente síntomas relacionados con su accidente inicial, lo que le llevó a solicitar otra vez la baja por incapacidad temporal. Esta situación es lo que se denomina una baja laboral por recaída.

En este contexto, muchas preguntas surgen: ¿Qué ocurre en estos casos? ¿En qué situación queda el empleado? ¿Tiene derecho a seguir recibiendo una prestación económica durante el tiempo que dure esta nueva baja? A lo largo de este artículo, exploraremos estas cuestiones, proporcionando respuestas y orientación sobre cómo gestionar una baja laboral.

¿Qué es la baja laboral por recaída? 

La baja laboral por recaída ocurre cuando un empleado, tras haber sido dado de alta médica y por ello, puede reincorporarse a su puesto de trabajo pero experimenta un deterioro en su salud relacionado con la misma enfermedad o lesión que motivó su baja inicial. Esto implica que los síntomas de la dolencia original resurgen, indicando que la recuperación no fue completa o que el regreso al trabajo fue prematuro. 

En ese sentido, la baja laboral por recaída se define según lo establecido en el artículo 169.2 de la Ley General de la Seguridad Social. Este artículo especifica que se considera recaída cuando un trabajador sufre una nueva baja médica por la misma o similar patología dentro de los 180 días naturales posteriores a la fecha en que se le otorgó el alta médica anterior

Si la nueva baja por incapacidad temporal ocurre después de más de seis meses desde el alta inicial y la causa es la misma enfermedad o accidente, entonces no se trata de una recaída. En este escenario, el trabajador debe someterse a un nuevo reconocimiento médico. Para la baja por enfermedad común, es necesario que haya cotizado al menos seis meses en los cinco años anteriores para poder recibir la prestación por incapacidad temporal. No se exige un periodo mínimo de cotización en los casos de accidentes de trabajo.

Esta regulación también se aplica si, dentro de los 180 días mencionados, el trabajador sufre una baja por una dolencia diferente a la inicial.

¿Cuáles son las características de la baja por recaída?

Los trabajadores en España tienen derecho a compensación económica durante las bajas por incapacidad temporal, incluyendo recaídas, aunque la cantidad y continuidad del pago dependen de varios factores:

AspectosDetalle
Duración MáximaLa incapacidad temporal puede durar hasta un año (365 días), con la opción de solicitar una prórroga de 180 días, extendible hasta 6 meses más en casos excepcionales.
Derecho a cobrar en recaídasSi hay recaída dentro de los 30 días post-alta, y tras una baja previa de 6 meses, el trabajador sigue recibiendo compensación, sumando hasta 7 meses de baja.
RequisitosEl trabajador debe estar dado de alta en la Seguridad Social o en una situación asimilada, y debe haber cotizado al menos 180 días en los últimos cinco años.
Cuantía de la prestaciónNo hay pago los primeros 3 días; del día 4 al 21, se recibe el 60% de la base reguladora, luego aumenta al 75%. En accidentes laborales o enfermedades profesionales, es 75% desde el día siguiente al inicio de la baja.

Entonces…

  • ¿Cuánto puede durar una baja por recaída? La duración de una baja por recaída se rige por las mismas normas que cualquier otra incapacidad temporal, con un límite máximo de 545 días.

  • ¿Quién paga la nómina de un trabajador en baja? Durante los primeros 15 días de baja por enfermedad común o accidente no laboral, es responsabilidad del empleador pagar al trabajador. A partir del día 16, la Seguridad Social o la mutua colaboradora asume el pago de las prestaciones. En caso de accidente laboral o enfermedad profesional, la mutua o la Seguridad Social paga desde el primer día.

¿Cuál es la diferencia entre recidiva y recaída?

En el ámbito médico y laboral, recaída se refiere a cuando los síntomas de una enfermedad o lesión previa reaparecen poco después de que el trabajador se reincorpora al trabajo, indicando que la recuperación no fue completa. En cambio, recidiva ocurre cuando una enfermedad que se había superado vuelve a manifestarse tras un período de remisión completa. Mientras la recaída es una continuación de un episodio anterior no resuelto, la recidiva se considera un nuevo episodio de la enfermedad.

¿Cuántas veces se puede estar de baja laboral?

Esta es una pregunta muy frecuente tanto para empresas como para empleados y la verdad es que no existe una respuesta definitiva, ya que varía según si se trata de una baja por recaída o de una baja completamente nueva debido a una dolencia distinta. 

Como ya hemos mencionado anteriormente, el tipo de baja influye tanto en su duración como en la cantidad de veces que un trabajador puede estar de baja antes de considerar otras medidas en relación con la gravedad de la situación de incapacidad. Entonces…¿Existe la posibilidad de una segunda baja laboral en el mismo año? 

En la gestión de bajas laborales, es esencial distinguir entre bajas por recaída, que ocurren dentro de los 180 días posteriores a una baja previa por la misma enfermedad, y nuevas bajas por diferentes dolencias o después de 180 días. La recaída en la baja laboral son gestionadas por el médico, que es quien emite los partes de baja donde se informa también de la recaída, la gestión de las prestaciones y comprobación ya van por el INSS o mutua dependiendo del caso

exclusivamente por la Seguridad Social, mientras que las nuevas bajas pueden ser emitidas por el médico de cabecera o la mutua, dependiendo de la cotización del trabajador.

💡 ¿Sabías qué?

La cobertura de la baja laboral por operación puede depender de la naturaleza de la intervención y del lugar donde se realice. Por ejemplo, si la operación se lleva a cabo en una clínica privada con el objetivo de mejorar la capacidad funcional del trabajador, este tiene derecho a recibir la prestación por baja laboral. Sin embargo, si la intervención es puramente estética, según una sentencia del Tribunal Supremo de 21 de febrero de 2012, el trabajador no tendrá derecho a la prestación.

¿Cuál es el procedimiento para pedir la baja médica por recaída?

La baja la emite el médico y el INSS/mutua tienen que confirmar o aprobar esa recaída, de la misma manera que si fuera una baja por otro motivo dentro de los 180 días, tendrían que confirmar que no se trata de una recaída. 

Esto significa que, si un trabajador sufre una recaída o deterioro relacionado con una condición por la cual fue dado de alta, debe acudir a la inspección médica de la Seguridad Social para que evalúen su situación y, si procede, emitan el parte de baja correspondiente. En otras palabras, en caso de qué tus empleados te pregunten “¿Cómo pedir la baja por recaída?” Tienes que tener en cuenta que tus trabajadores no podrán pedir la baja como si fuese una enfermedad común o profesional. 

En conclusión, la baja por recaída es un mecanismo crucial que permite a los trabajadores que han experimentado un deterioro en su salud relacionado con una dolencia previa, dentro de los 180 días posteriores al alta, continuar recibiendo soporte económico mientras se recuperan.

Para los empleadores, gestionar las bajas por recaída puede ser complejo, pero herramientas como PayFit simplifican este proceso mediante la automatización y el manejo eficiente de la documentación y los cálculos necesarios. Con PayFit, las empresas pueden manejar estos casos con transparencia y eficacia, asegurando que tanto los derechos laborales como la salud de los empleados sean prioritarios.

💻 ¿Te interesa conocer más sobre el SaaS que está marcando tendencia en Europa? Solicita una demostración gratuita con uno de nuestros expertos laborales y descubre todas las funcionalidades de PayFit

Gestiona las bajas laborales con el software de PayFit
Otros artículos según tus gustos

¿Qué es un becario?, todo lo que necesitas saber

Leer el artículo

Reclutamiento interno: el futuro para la captación del talento

Leer el artículo

El Comité de empresa en 2024

Leer el artículo

¿Finiquito en la baja voluntaria?

Leer el artículo

Registro retributivo: qué es y preguntas frecuentes

Leer el artículo

Contrato de formación en alternancia, últimas novedades

Leer el artículo