Todo lo que debes saber sobre el trabajo a turnos

hero image

Sara Furiati

Marketing Associate @Payfit

Actualizado el 14.03.2022

La forma en la que se organiza la jornada laboral depende en gran medida de la actividad de la empresa, lo cual nos lleva a encontrarnos diferentes formas de organizar las horas de trabajo.

Por ejemplo, se puede dar la situación de que en algunas empresas exista un puesto de trabajo que tenga que estar cubierto durante la mayor parte del día, o incluso las 24 horas del día.

En este caso los trabajadores deben hacer relevos para mantener el puesto cubierto. Este tipo de trabajo se conoce como trabajo a turnos o trabajo a turnos rotativos. En este artículo, te explicamos cómo se regula y sus peculiaridades.

Índice

¿Qué es el trabajo a turnos?

Encontramos mencionado el trabajo a turnos en el Estatuto de los Trabajadores (art.36) de la siguiente manera:

Se considera trabajo a turnos toda forma de organización del trabajo en equipo según la cual los trabajadores ocupan sucesivamente los mismos puestos de trabajo, según un cierto ritmo, continuo o discontinuo, implicando para el trabajador la necesidad de prestar sus servicios en horas diferentes en un periodo determinado de días o de semanas.

Es decir, es un régimen de jornada que varía (horas diferentes en un periodo de tiempo concreto) y que implica una organización por equipos. 

Además, cabe destacar que el Estatuto de los Trabajadores menciona que depende del ritmo de trabajo, en el cual se mencionan dos:

  • Continuo: Entendemos el trabajo continuo como aquel que se realiza de forma ininterrumpida. El puesto de trabajo debe quedar cubierto durante las 24 horas del día y los 7 días de la semana. Como consecuencia, implica más de tres turnos y trabajo nocturno.

  • Discontinuo: Entendemos el trabajo discontinuo como aquel que se interrumpe durante unas horas o días, como por ejemplo la noche o los fines de semana. Normalmente supondría dos turnos.

 

Cabe destacar que tal como dice el nombre de “trabajo a turnos”, las jornadas de trabajo se deberán repartir entre los miembros del equipo para que por ejemplo, se rote la jornada de noche entre los integrantes.

Si esa persona una persona asignada trabaja todos los días el turno de noche con un horario de trabajo fijo no se consideraría trabajo a turnos, si no una jornada nocturna.

El trabajo a turnos, por ejemplo, se daría en los hospitales.

Consecuencias del trabajo a turnos

Cuando se habla de trabajo a turnos una de las principales preocupaciones es la salud de los empleados, ya que por ejemplo, trabajo a turnos y nocturno suelen ir de la mano.

Además, la forma en la que se estructura la jornada laboral de los empleados no afecta solo a la empresa si no a la forma de organizar la rutina de los empleados.

Que la jornada laboral cambie semanal o mensualmente no permite al empleado organizarse de forma sencilla, además de los problemas que puedan o no resultar de la exposición a jornadas de trabajo nocturnas, como alteraciones del sueño o de los hábitos alimenticios.

💡 ¿Sabías qué?

Según estudios realizados sobre la jornada laboral, se ha visto que las personas que trabajan a turnos muestran mayor insatisfacción con su horario y con el trabajo a realizar en general, frente a las personas que prestan sus servicios en jornada laboral diurna.

¿Cómo organizar el trabajo a turnos?

Organizar el trabajo a turnos puede ser un reto respecto a las jornadas de trabajo tradicionales, sobre todo por lo expuesto en el punto anterior de las consecuencias que puede tener para la vida de los trabajadores. 

La forma tradicional de facilitar el trabajo a turnos sería mediante la elaboración cuadrantes de trabajo a turnos o carteleras de trabajo a turnos que tuvieran en cuenta las preferencias de los trabajadores.

Un cuadrante de trabajo es una forma de recoger de manera sintética la jornada laboral semanal, mensual o anual prevista para cada uno de los empleados de una organización, indicando hora de entrada y salida, días trabajados y de descanso.

A continuación, te proporcionamos una plantilla gratuita para que crees tus cuadrantes de trabajo a turnos:

A la hora de crear los cuadrantes de trabajo a turnos deberás tener en cuenta  (si el trabajo es continuo) que se debe procurar respetar al máximo el ciclo de sueño, por ejemplo estableciendo un cambio de turno entre las 6 y las 7h de la mañana, al mediodía o al principio de la noche. 

Es especialmente delicado de gestionar cuando se solicita reducción de jornada en trabajo a turnos, ya que puede descuadrar toda la planificación del equipo haciendo que algunos turnos necesiten más personal. No obstante, la reducción de jornada es un derecho contemplado en el Estatuto de los Trabajadores y si el trabajador cumple los supuestos no se puede negar. 

Para organizar correctamente el trabajo a turnos y monitorizarlo, es también de utilidad el uso de herramientas de  fichaje de empleados, ya que desde el 8 mayo de 2019, el Estatuto de los Trabajadores establece que la empresa debe de garantizar el registro de la jornada laboral de los trabajadores.

Con PayFit, podrás ofrecer una herramienta de fichaje intuitiva a tus empleados y además, te asesoraremos sobre todos los aspectos a tener en cuenta a la hora de organizar la jornada laboral de tus empleados desde la misma herramienta en la que gestionas las nóminas de tu plantilla. 

La gestión laboral de tu empresa sencilla, segura y digital

Otros artículos según tus gustos

¿La falta de preaviso del trabajador tiene consecuencias?

Leer el artículo

El preaviso en el despido: ¿Hay que darlo?

Leer el artículo

Salario base: ¿cómo se calcula?

Leer el artículo

El preaviso del contrato indefinido: ¿cuándo es obligatorio?

Leer el artículo

Preaviso del contrato temporal: ¿Cuál es el plazo?

Leer el artículo

Baja voluntaria sin preaviso: supuestos y consecuencias

Leer el artículo