¿Qué es y cómo funciona la evaluación de desempeño?

hero image

Júlia Larrosa

Marketing Associate @Payfit

Actualizado el 3.07.2022

La evaluación del desempeño es una de las prácticas de RRHH más importantes. En efecto, las evaluaciones de rendimiento conforman uno de los diferentes tipos de reunión para la buena gestión de personas. Analizar los resultados y el rendimiento de los trabajadores de tu empresa permitirá entender mejor la situación del equipo y el desarrollo de la actividad económica.

La evaluación de desempeño de los trabajadores de una organización, permite conocer su trabajo y sus resultados, en relación con sus responsabilidades laborales.

Realizar de manera frecuente una evaluación del desempeño va más allá de evaluar los resultados obtenidos por los trabajadores de una manera cuantitativa. El objetivo principal es dejar de lado todas las tareas cotidianas para centrarse en los principales logros de un empleado así como los obstáculos de los últimos meses o semanas. 

RESUMEN

¿Qué es una evaluación del desempeño?

Un sistema de evaluación de desempeño que recomendamos realizar por lo menos cada trimestre, permite comprobar el grado de cumplimiento de los objetivos individuales de cada empleado. 

Se trata de comprender en qué objetivos han excedido las expectativas y en cuáles han encontrado dificultades a la hora de la ejecución. 

Saber en qué consiste la evaluación de desempeño es esencial para tomar otra perspectiva respecto a las tareas cotidianas del trabajador en cuestión y del equipo. Gracias a ella, el manager o colaborador individual emplearán tiempo para conocer los resultados de sus proyectos y les ayudará a descubrir cómo gestionar mejor su rendimiento.

El objetivo principal de la empresa realizando este proceso es conseguir información básica y necesaria para tomar decisiones de manera correcta y acertada.

 

¿Cuáles son los aspectos de una evaluación del desempeño?

Hay diferentes ejemplos prácticos de las evaluaciones del desempeño, pero todos los modelos se puede resumir en los 4 criterios de evaluación de desempeño laboral:

  1. El estado de ánimo de la persona: cómo se siente, qué le ayudaría a sentirse mejor en la empresa y si considera que tiene un buen equilibrio de vida personal y profesional.

  2. El empleado y la empresa: cómo se relaciona con el resto de personas del equipo, si se siente identificado con la misión y los valores de la empresa...

  3. Evaluación de los objetivos: cómo ha sido la puesta en marcha de los proyectos (dificultades encontradas, colaboración con otros equipos) y los resultados conseguidos comparados con los esperados al inicio.

  4. Próximos objetivos: el momento de reflexionar qué podríamos haber hecho mejor en cuanto a aptitudes y actitudes para potenciar la productividad, la organización del trabajo y sobre todo el bienestar del empleado.

Para realizar una buena evaluación del desempeño es esencial tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Información personal

  • Estado de ánimo

  • Objetivos del trimestre

  • El empleado y los valores de la empresa

  • Plan de desarrollo

  • Feedbacks para el manager

¿Cómo funciona una buena evaluación del desempeño?

Este proceso se trata de un proceso de carácter sistemático en el cual no hay lugar a la improvisación. Por tanto, se deben fijar previamente todos y cada uno de los pasos que se van a seguir durante la evaluación y tener una plantilla de evaluación del desempeño para una buena gestión de la reunión.

1. Define los aspectos a evaluar en un empleado

En primer lugar es importante definir cuáles son las tareas, competencias u objetivos que habrá que evaluar para cada puesto de trabajo y para el equipo.  Los principales indicadores para la evaluación podrían ser:

  • El cumplimiento de los objetivos establecidos.

  • Adaptación y fortaleza de las estrategias.

  • Orientación de los recursos.

  • Estrategias de las organizaciones y planes de desarrollo.

  • Análisis de los avances logrados a través de actividades y procesos.

  • Obtención de datos sobre actividades realizadas y componentes.

2. Escoge el modelo a seguir en tu evaluación del desempeño

Hay diferentes metodologías y depende del puesto profesional que se esté evaluando, podemos usar más bien una u otra. Veamos una evaluación de desempeño con ejemplos:

  • Autoevaluación: el trabajador evalúa su puesto de trabajo, su desempeño y a la empresa.

  • Evaluación por iguales: los trabajadores que ocupan un mismo cargo o están en un mismo nivel, evalúan a la organización, al desempeño conjunto, y su contribución.

  • Evaluación hacía arriba: en este caso, las personas del equipo evalúan a los managers que gestionan ese equipo.

  • Evaluación hacía abajo: los managers evalúan de manera individual a cada persona de su equipo.

  • Evaluación de los clientes: externos a la organización, de los que con ella trabajan, etc.

  • Evaluación 360º: se trata de un método que integra todas las evaluaciones anteriormente descritas. De este modo, se analiza la visión total de todas las personas involucradas en la actividad empresarial.

Hay que tener en cuenta que a pesar de la metodología que vayas a desarrollar en tu empresa para hacer las evaluaciones de desempeño, es esencial tener en cuenta otras variables del trabajador en cuestión: flexibilidad horaria, teletrabajo

¿Cómo aplicar una evaluación de desempeño en tu empresa?

Saber cómo se hace una evaluación de desempeño no es tarea fácil. Es esencial que el departamento de RRHH defina muy bien el calendario de evaluación del desempeño de tu empresa y también la manera en que se va a desarrollar este proceso.

Una vez sepas los puntos que vas a desarrollar en la evaluación, te recomendamos estos 3 sencillos pasos para que la evaluación sea eficiente y los resultados sirvan para el futuro.

1. Programa la reunión con los trabajadores de tu equipo

Para realizar una buena evaluación de rendimiento es necesario que todas las personas tengan muy claros los objetivos de la misma y preparen muy bien de antemano toda la información necesaria. Esto permitirá encontrar soluciones o alternativas para conseguir los objetivos.

La idea es que con suficiente antelación, invites a la persona en cuestión a completar la evaluación. Será esencial preparar la reunión y analizar bien las aptitudes y competencias que han sido desarrolladas durante el trimestre. 

2. Seguimiento y análisis de los resultados de la evaluación

Después de haber hablado sobre el rendimiento del trabajador y su función dentro del equipo y sobre todo, después de haberle escuchado activamente, es el momento de establecer planes de futuro para el próximo período, el trabajador se debe sentir parte del equipo y comprometido con los objetivos y los cambios a realizar para conseguir nuevos retos.

  • Sólo estableciendo metas comunes y concretas de las dos partes se podrá mejorar en el desempeño.

  • Si el desempeño individual coincide y supera a los objetivos fijados, habrá que alentar a los trabajadores y proponer nuevos retos para que los trabajadores sigan por ese camino.

  • Por el contrario, si estos no alcanzan los objetivos que se habían establecido a nivel individual y para el equipo, no hay que buscar culpables, pero sí detectar los problemas, necesidades y los factores que fallan para corregirlos y lograr lo propuesto. La importancia de recibir y dar feedback continuo es clave para gestionar la performance del equipo en los diferentes proyectos.

Muchas veces, las evaluaciones de rendimiento dan lugar a situaciones de underperformance, cuando una persona no logra sus objetivos durante un tiempo seguido. 

Esta situación o tener que proceder a un offboarding por no llegar a la exigencia de la empresa, son algunos temas delicados del management que hay que aprender a gestionar para la eficiencia de un equipo.

3. Considera los beneficios de la evaluación del desempeño

Conseguirás retener más a tus empleados así como mejorar sus próximos resultados, aumentar la productividad y la calidad de vida de tus empleados así como mejorar las relaciones entre superiores y empleados.

En efecto, realizar reuniones con tus equipos es esencial para mejorar las condiciones de trabajo de tus trabajadores. Una buena evaluación de desempeño laboral, por ejemplo, va a permitir que tus trabajadores trabajen mejor los objetivos que tienen y se sientan más comprometidos con la actividad de la empresa.

Son momentos para que tu equipo de trabajo también sepa cómo hacer una autoevaluación de desempeño laboral y descubra qué puntos necesita mejorar y qué puntos necesita seguir trabajando. 

Saber cómo retener talento con beneficios para empleados es una de las prioridades para los responsables de RRHH. El salario emocional es importante y por lo tanto, entender bien cómo funcionan tus trabajadores va a permitir crear planes de acción mucho más efectivos.

Las reuniones one to one son una buena solución para hacer un seguimiento de los resultados de los trabajadores. ¿Quieres saber más sobre las reuniones 1:1 de PayFit?

La gestión laboral de tu empresa sencilla, segura y digital

Otros artículos según tus gustos

Convenio colectivo sectorial: características y aspectos esenciales

Leer el artículo

La negociación del convenio colectivo y sus fases

Leer el artículo

La retroactividad del convenio colectivo

Leer el artículo

¿Qué es la ultraactividad de los convenios colectivos?

Leer el artículo

Salario mínimo interprofesional 2022: cuestiones básicas

Leer el artículo

¿Qué es la negociación colectiva? Análisis de sus aspectos clave.

Leer el artículo